Tras una pasada campaña marcada por la pandemia y por las in-
clemencias meteorológicas, hay muchas esperanzas puestas en
esta cosecha que arranca hoy, 14de abril, y justo una semana antes que, en las dos anteriores campañas, con la llegada de las primerascerezas a las instalaciones de la Agrupación de Cooperativas del Valle del Jerte. 

El primer día de cosecha siempre es muy esperado por los agricultores y trabajadores de las coo- perativas, y las primeras cajas van llegando poco a poco. Los volúmenes iniciales suelen destinarse al mercado nacional, pero en esta ocasión, las cerezas que lleguen en estos primeros días, serán entregadas con mucho cariño a los grupos esenciales que, en la pasada campaña, hicieron posibles que las cerezas del Jerte llegaran a muchos puntos de España y el resto de Europa, a pesar de la amenaza del virus. 

Teniendo en cuenta esto, la Agrupación de Cooperativas del Valle del Jerte, hará entrega de cerezas a cajeras, cajeros y demás personal de supermercado, a transportistas, y a agricultores y trabajadores del campo, que estuvieron trabajando cara a cara frente al Covid-19 cuando incluso apenas podían protegerse. Hoy en día siguen estando al pie del cañón, sin haber detenido su actividad en ningún momento, y sin ser aún incluidos en los planes de vacunación de las diferentes administraciones. 

Con este gesto el sector cerecero quiere agradecer y reconocer su trabajo en los momentos más difíciles, y reivindicar que se les tenga en cuenta cuanto antes como personal esencial y estratégico al que proteger en esta pandemia. 

Los volúmenes recogidos crecen poco a poco en estos primeros días, y se espera que en unas dos semanas se alcancen cifras que hagan posible empezar a exportar. En Reino Unido y Alemania, dos de los principales clientes de la cereza del Jerte, ya las esperan. Como novedad, este año, será la primera vez que se exportan al Reino Unido como tercer país, circunstancia que aumentará los gastos de exportación. 

La campaña de la cereza es el momento de mayor actividad en el Valle del Jerte. Esta fruta es el motor económico de la comarca, y durante su recolecta se hace necesaria una gran cantidad de mano de obra, tanto en el campo, como en las instalaciones de la Agrupación de Cooperativas, que llega a emplear en el punto álgido de la campaña, en torno a unas 1.200 personas de forma directa. 

Nuestra cereza es muy apreciada dentro y fuera de nuestras fronteras. Su cultivo tradicional y sostenible, desarrollado con el mimo y el empeño de las pequeñas explotaciones familiares donde se producen, las hace muy especiales, con un sabor inconfundible. 

La campaña se extenderá, como cada año, hasta mediados de julio o principios de agosto, cuan- do se coseche la Picota del Jerte, la más codiciada de todas las variedades. Con ella se pondrá punto final a una campaña que trae muy buenas expectativas en cuanto a volumen y calidad, siempre que la meteorología respete en las siguientes semanas. 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *